¿Hay obligación de retener por IRPF en los préstamos gratuitos entre particulares?

Hoy compartimos este artículo breve, pero interesante, publicado en Noticiasjuridicas, referente a la tributación del préstamo entre familiares sin pago de intereses. En la actualidad y debido a la complejidad del crédito bancario para nuevos negocios, es muy corriente acudir a familiares y amigos para encontrar la financiación requerida.

Una abogada que adquiere un local para afectarlo al ejercicio de su actividad profesional recibe de su hermano un préstamo sin intereses, préstamo exento por el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, y que también está exento de la obligación de practicar retención en el IRPF.

La SG de Impuestos sobre la Renta de las Personas Físicas establece en su Consulta Vinculante V2931-18, de 14 de noviembre de 2018 que se trata de un préstamo entre particulares sobre el que la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas dispone a priori que se trata de rendimiento del capital mobiliario, para luego excepcionar de tal consideración al disponer sobre el nacimiento de la obligación de retener y de ingresar a cuenta que surge en el momento de la exigibilidad de los rendimientos del capital mobiliario, dinerarios o en especie, sujetos a retención o ingreso a cuenta, respectivamente, o en el de su pago o entrega si es anterior.
En la medida en que se trata de un préstamo gratuito realizado en un ámbito particular (entre familiares), que no genera intereses, no genera rendimientos del capital mobiliario, y por ello no existe obligación de retención o ingreso a cuenta por parte de la prestataria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.