Un tribunal estima el desahucio instado por un padre para echar de casa a su propio hijo

Hoy compartimos este artículo publicado por Noticias Jurídicas, referente al desahucio por precario del hijo del propietario. Como vemos el Derecho cada vez más complejo, interrelacionado y judicializado: familia, propiedad, desahucio, precario, alimentos. Por ello es importante recibir un buen asesoramiento jurídico desde una perspectiva global. Esta claro que las relaciones familiares ha evolucionado con la nueva sociedad, y habrá que seguir de cerca las nuevas directrices que vayan marcando el legislador y los tribunales.

 

La Audiencia Provincial de Huelva ha estimado la acción de desahucio instada por un padre hacia su propio hijo, quien convivía con el progenitor.

A diferencia de la sentencia de primera instancia, que desestimó la demanda, la Audiencia Provincial de Huelva declara haber lugar al desahucio instado por carecer el demandado de título alguno que legitime su ocupación, condenándole al desalojo de la vivienda.

La Sala declara que no cabe atribuir calidad de título legitimador al hecho de carecer el hijo de medios para subsistir y que, por tal causa, tenga derecho a una percepción alimenticia con cargo a su padre.

Que tenga derecho a percibir una pensión de alimentos por carecer de ingresos para subvenir sus necesidades no le legitima para continuar ocupando el inmueble propiedad de su progenitor.

Derecho de alimentos

El derecho de alimentos no atribuye al alimentista un derecho a vivir en el mismo domicilio del alimentante. Por el contrario, esta opción se atribuye al alimentante y no al alimentista (art. 149 CC).

Tampoco es óbice al desahucio pretendido que la acción ejercitada traiga causa de las malas relaciones entre los litigantes al no atribuirse legalmente calidad de tal a esa circunstancia.

Por último, el Tribunal señala que el hecho de que el hijo haya sufragado algunos gastos domésticos no supone el pago de merced o renta enervador de la acción de desahucio por precario ejercitada de contrario.

En definitiva, el hijo ocupa la vivienda sin título legitimador y sin pagar renta alguna, por lo que procede el desahucio pretendido por su padre

Texto de la sentencia reseñada: DESAHUCIO POR PRECARIO HIJO

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.